sábado, 22 de mayo de 2010

El "mensaje" publicitario

Hace un tiempo que vengo pensando cómo decir lo que quiero decir aquí. Y todo fue lentamente decantando. Quienes me conocen saben lo mucho que me molesta cierta línea de pensamiento, que escudada detrás de una máscara de inocencia, oculta cobardemente lo que realmente quiere decir. Ésa línea de pensamiento es fácil, recurrente y nada inocentemente expuesta en algunos programas de televisión (que detesto profundamente), de radio, en medios escritos... en internet, y finalmente, como muestra de a quiénes están dirigidas: las publicidades. Cuando un producto sale al mercado, si hay dinero, se le hace un comercial.

No voy a detenerme en los maestros en hacer que algo superfluo se convierta en indispensable, pero sabemos que en el fondo, el objetivo es llegar a la mayor cantidad de gente posible, que se subdivide en tantas categorías como podamos imaginar. Pero algo es claro: siempre van dirigidas a gente que pueda gastar en el producto, llamémosla "gente deseable". Desde ese "Parnaso" imponen "inocentemente" un estereotipo de persona. Van desde bellísimos bebés, niños igualmente bellos, adolescentes irreverentes completamente estereotipados (el bueno, el gordo, el feo, el intelectual, el revoltoso y el canchero= el que todos quieren ser), jóvenes hermosos... ni hablar de las chicas: irreales. Claro está que los adultos mayores no son muy deseables en publicidad (y al parecer en ninguna parte), salvo para hacer de abuelito cariñoso...

Otro "paquete" es el de la familia: un niño, un adolescente un padre, y una madre que parece mucho más joven que lo normal, ah y el perro!. Si nos ponemos observadores la imagen es la que presenta la famosa publicidad "mamá Lucchetti": una familia "tipo" que tiene como cabeza a una mujer insatisfecha de su esposo (un viejo aburrido, al que cambia imaginariamente por Osvaldo Laport), y harta de sus hijos... También está la de Hellman's, en la que los hombres salieron de pesca (imagen de tipo sedentario, cómodo al que la mujer le hace la comida) y al no atrapar nada sacan los sanguchitos de los que no participaron en la preparación "mamá no le habrá puesto mayonesa light, no?", seguidos de la imagen de las mujeres todas juntas en la cocina... sin hacer mucho esfuerzo el pensamiento que deviene es "y... es donde suelen/deben estar las mujeres"

No voy a extenderme mucho mas en esto, sólo voy a plantear: es inocente que la idea de "deseable" sea la que se plantea continuamente? Es accidental que se genere este tipo de lineamiento? Hice el siguiente video/compaginacion pensando en ello. Presten especial atención a partir del minuto 2 (publicidad australiana)



Si los chicos repiten lo que ven, y antes de ser lo que somos fuimos niños: No es lógico que se marche en Gral Villegas en defensa de tres abusadores?

8 comentarios:

Joe dijo...

Muy bueno Laura! Muy bien desarrollado el post

León Stofenmacher dijo...

Mmmm no se, yo las veo como simples propagandas costumbristas.

Es como ese capítulo de Los Simpsons donde Marge joven salía con un tipo que decía que los faros eran una mierda por tener forma fálica, y que casarse era algo anticuado.

PD: Te agregué de nuevo a mi nuevo blog, http://elnuevoreducto.blogspot.com

Anónimo dijo...

Veanse el capitulo de los simuladores que se llama, el debilitador social. Hacen un juicio a los publicistas y agencias de modelos, imperdible.
Me encanto la ultima publicidad.

CapItanPorretI dijo...

Es la estrategia del Marketing, son profesionales del sentido y el gusto popular, se forman pura y exclusivamente para eso.
Para mi, no hay absolutamente nada de malo.
Peor son directamente los programas de TV que se sustenta de estos comerciales.
Si se tendria que llegar a una conclusion sería: apagar la tele o tomarla como lo que es, ficcion. Sacando obvio, algunos pequeños ciclos televisivos culturales.

LauraGalletita dijo...

Joe: gracias por el elogio! Y sabe lo mucho que valen para mi!

Leon: Matías? No me confunda, amigo, que me mareo facil! Y gracias ppor agregar, hago lo propio.

Anónimo: Excelente aporte! Ese capítulo (con Boy Olmy) de Los Simuladores viene perfecto a este asunto!

León y CapitanPorreti: Seguramente es la estategia del marketing, claro que son hábiles en eso.
Ahora bien, esa publicidad no es parte exclusiva de la televisión, ni la chabacanería, ni el mal gusto, claro! Pero creo que hay que hilar más fino para desentrañar una madeja, más que sólo decir que "no tiene nada de malo".
Traté en un post, sin extenderme en explicaciones muy largas, de ser clara y mostrar una interrelación de cosas, causas/efectos, llamémosla si quiere "tésis" de si es inocente o no el mensaje que nos taladra la cabeza. No importa si ud mira o no los programas de tinelli o de quien esté de moda: esa publicidad la va a ver UNQUE NO QUIERA. El mensaje le llega sin desarmarse, sin reinterpretaciones, derechito nomás. Y ni Ud ni nadie puede evitarlo. Camine por la calle, y verá tremendas gigantografías "adornando" avenidas, en los partidos de futbol, en los programas de radio, en las revistas del cable... espero que se comprenda.

Abrazo!

sietepalabras dijo...

Yo creo que es el precio de vivir en nuestra sociedad, la publicidad inició su camino hace mucho, mucho tiempo y ha ido creciendo de la mano de la tecnología. Desde que el hombre ha vivido en comunidades y se vio en la necesidad de hacer un intercambio comercial de productos, tuvo la necesidad tambien de ofrecer aquello que hacía, aquello que producía. Si bien es cierto el estudio del marketing y la publicidad está evolucionando, ya que el mercado es cada vez más difícil, eso hace que quienes seamos "blanco" de esas campañas y mensajes, sepamos leer entre líneas aquello que subyace. Un pensamiento crítico se consigue a través precisamente del estudio, el análisis, la lectura profunda de la realidad para no vernos sorprendidos por esos mensajes. Es grato encontrar oasis como tu blog, donde poder ver que hay muchos que nadan contra la corriente como el salmón de Calamaro.

Seba dijo...

Excelenta Laura, banco mucho est blog.

LauraGalletita dijo...

Uff, SietePalabras! Me hiciste poner colorada!
Gracias Seba por el apoyo ;)

Abrazo!